La tarjeta de Swap es una tarjeta de débito, respaldada por Visa, que se puede utilizar para realizar compras en línea o en cualquier establecimiento físico de todo el mundo. Además, cuenta con tecnología contactless para compras más rápidas, sin contacto.

Funciona igual que las tarjeta de débito que emiten los bancos, ya que puedes recibir tu pago de nómina sin problemas, utilizarla para compras en tiendas físicas o en línea y también realizar o recibir transferencias de dinero con tu cuenta CLABE.

Aunque, la tarjeta de Swap tiene otros beneficios que facilitan su uso y también el proceso para solicitarla. Todo se realiza desde tu teléfono inteligente, con un par de clics, sin necesidad de acudir a ningún lugar o realizar un largo y tedioso papeleo para obtener.

¿Cómo se solicita?

Puedes solicitarla desde la aplicación de Swap en tan solo minutos, así que el primer paso es contar con la app. Después, deberás abrir una cuenta en la cual obtendrás de inmediato una cuenta CLABE interbancaria con la que puedes recibir transferencias por medio de SPEI desde cualquier banco nacional de forma rápida y segura.

Posteriormente será enviada a cualquier rincón del país en tan solo unos días sin costo de envío para que comiences a comprar en tiendas físicas o también en línea.

¿Cobra comisiones o anualidades?

Con la tarjeta Swap no debes preocuparte por pagar una anualidad, comisiones extras o costos por cada transacción a tu tarjeta o desde tu tarjeta. Aunque, se cobrará una comisión cuando dispongas dinero de tus tarjetas de crédito para sumarlo al saldo de tu tarjeta Swap.

Se aplicará una comisión del 3% del monto más IVA en tarjetas Visa y MasterCard, mientras que el caso de American Express aplica un 5% más IVA. Esto es posible, porque desde tu tarjeta de Swap puedes retirar dinero de tu tarjeta de crédito y moverlo a tu saldo Swap para transferir dinero, realizar un pago en un establecimiento físico o retirar el monto en un cajero automático.

Solo considera que ese dinero no es tuyo, debido a que te lo presta el banco y debes devolver el monto retirado más los intereses que se generen. Esto dependerá de cada institución bancaria y del tiempo en que tardes en pagar el monto prestado.

¿Puedo transferir dinero de mi saldo Swap a otra cuenta?

Así como puedes fondear tu tarjeta Swap, también es posible que puedas transferir el monto disponible de tu saldo Swap a otra cuenta bancaria. Para esto, debes hacer un retiro o "Cash Out" es muy fácil. Esto significa que estás transfiriendo el dinero disponible de tu Saldo Swap a una cuenta de banco.

Los pasos que deberás seguir, desde la app de Swap, son los siguientes:

  1. En la pantalla debes dar clic en Depositar
  2. Seleccionar la opción de Retirar de mi cuenta
  3. Selecciona la CLABE o tarjeta de débito donde recibirás tu dinero
  4. Ingresa el monto y autoriza el envío
  5. Se depositará en tu cuenta al instante

¿Cuál es la seguridad de la tarjeta Swap?

Uno de los activos más importantes que tenemos en Swap es la confianza que nuestros usuarios han depositado en nosotros. Es por eso que la información que comparten con nosotros la protegemos, es decir, resguardamos todo flujo que la contenga ya sea por:

Transmisión: Al realizar comunicaciones de nuestros aplicativos hacia nuestros servicios se utiliza el protocolo HTTPS el cual protege la capa externa de la comunicación para evitar que si es monitoreada los datos del usuario se vean comprometidos.

Procesamiento: La información sensible es cifrada por algoritmos de dos pasos para que en caso de que el canal se vea comprometido la información no viaje en claro y sea expuesta.

Almacenamiento: Una vez procesada la información es guardada mediante un algoritmo de dos pasos distinto al de la fase de procesamiento, esto con el fin de que en caso de fuga de información la base de datos no sea vulnerada ni utilizada para obtener información de alguno de nuestros usuarios.

Además, la información personal y financiera se encripta y tokeniza para que siempre esté protegida. Es un proceso de eliminar datos confidenciales para reemplazarlos con un token indescifrable y almacenando los datos originales en una bóveda de datos segura en la nube; los números cifrados se pueden descifrar con la clave adecuada.

App Store Android